Foro contra la Incineración
Tenerife
Compartir

Nueva pantomima preelectoral vergonzante en el vertedero de Arico

27 - 04 - 07

El uno de abril del año 2003, para que se hagan una idea el mismo día en el que se inauguró el túnel de la 3 de Mayo, un florido plantel de políticos acudió también al vertedero de Arico a fin de inaugurar falsamente la planta de triaje de envases. En realidad aquello no funcionó, malamente, hasta unos dos años largos después, en el verano del 2005.

Claro que el abril del 2003 nos encontrábamos en unas circunstancias parecidas a las de este abril, ya a punto de concluir, del 2007. Fundamentalmente se trata de que en menos de un mes hay elecciones y los políticos necesitan fotografiarse aunque sólo sea abrazandos a una farola. De este modo, cómo no, los tipos se han ido de nuevo trajeados al vertedero, lo que significa, esencialmente, que tendremos pagarles la tintorería otra vez porque, entre otras cosas, no deja de ser tremenda belillada meterse en esas instalaciones con trajes de Armani, que se les mete un olor que no veas tú para quitárselo.

Hace cuatro años, efectivamente, inauguraron de forma mentirosa el triaje de envases e instaban a los ayuntamientos a implicarse y a poner contenedores y demás. Hace unos días, acaso por las elecciones también y por las múltiples denuncias, ponía nada menos que La Orotava unos cuantos contenedores en la calle. Otros, como Adeje, ni se han molestado todavía y algunos, que presumían de ser los primeros de Canarias en estas políticas, como La Laguna, en realidad lo que hicieron fue tirar unos cuantos contenedores en la calle, cómo no antes de las elecciones del 2003, y aún hoy en día ni se molestan en recogerlos con cierta organización o fundamento. El Diario de Avisos contaba hace unos días cuál es la realidad de esta mentira cuatro años después. Y nosotros también, hace un tiempo, ofrecíamos unos datos de objetivos conseguidos que avergonzarían a cualquier persona sensata:

'La situación es muy clarita para el que lo quiera ver. En el año 2008, y conforme a las obligaciones de las directivas comunitarias, Tenerife debería recoger selectivamente un mínimo de 14 kg de vidrio por habitante y año. Actualmente no llegamos a los 5 kilos. En papel y cartón deberíamos estar recogiendo 111 kilos, cuando hoy en día no pasamos de los 40. Y en lo que respecta a envases ligeros, por ejemplo, de los que no recogemos selectivamente más del 2%, en el 2008 deberíamos estar en torno al 26,5% en plástico, 58,8% en envases metálicos y el 26 % en bricks'.

Pero lo de ayer, pese a todo este panorama desolador, es muchísimo más grave aunque nos pueda parecer mentira. La interpretación que todos los ciudadanos sacarán hoy al leer los periódicos o al oír a todos esos cantamañanas en las radios y demás, será la de que todos estos personajes, que salen en todas las fotos, han conseguido un milagro que, esencialmente, consiste en que usted echa toda la basura mezclada en una bolsa dentro de un contenedor, generalmente verde, y después de pasar por el camión de la basura, por la planta de transferencia donde se los estruja un poco más y por los camiones de 20 toneladas que los llevan al vertedero, unos señores y señoras con unas mascarillas, parecidas a las que utilizan los cirujanos en los quirófanos -que incumplen cualquier normativa básica de seguridad e higiene- serán capaces de separar manualmente una parte de esa porquería mezclada para el reciclaje.

Pero la verdadera coña es que todo eso, más aún que la falsa inauguración del 2003, no deja de ser otra cosa que una lamentable, triste y vergonzosa patraña. No sólo es físicamente imposible, sino que los pocos materiales que se obtengan, en su gran mayoría, no reunirán la calidad mínima exigible para un correcto reciclado y, aquí o donde sea, acabarán en un vertedero o en una incineradora por mucho que alguien se haya molestado en intentar separar algo de una cosa que, sencillamente, es una porquería.

Adenás, nosotros no sabemos -ya nos enteraremos- qué basura le habrán preparado al Melchior, al Segura, al Eladio y al resto de los cantamañanas que se pasearon por esa planta este jueves para hacerse las fotos de rigor, porque en las plantas de Todo-Uno que -cada vez menos- existen por ahí, no entra ni Dios sin pertrecharse con todo tipo de protecciones porque, entre otras cosas, el olor es verdaderamente pestilente.

Y a nosotros, más que el hecho de que ellos se tomen sus fotitos y sus rollos para las elecciones y todas esas machangadas, lo que verdaderamente nos preocupa es el mensaje total y absolutamente falso que se está transmitiendo a la población cuando, precisamente, es la correcta concienciación ciudadana la que nos puede hacer salir de este atolladero en el que nos han metido estos 23 años de irresponsabilidad, desde que echara a andar el PIRS en los primeros días de 1985.

Desde el año 2002, en realidad desde mucho antes, llevan vendiéndonos el aprovechamiento energético del biogás del vertedero, a día de hoy tienen las instalaciones -todo terminado desde hace años- pero no hay forma de que echen a andar uno de esos motores para producir un fisco de electricidad pese a que se han hecho miles de fotos junto a ellos. Una antorcha para quemar, como la que nunca funcionó en Montaña del Aire -aunque algún 'afortunado' sí que se mamó las perras- es lo que tienen para 'resolver' el asunto. Sólo un ejemplo de en lo que éstos han convertido acaso el principal problema ambiental al que se enfrentan hoy en día las sociedades desarrolladas: En una carnavalada continua.

Y nosotros no decimos que, después de 200.000 cosas más, que empiezan por la concienciación y por los instrumentos para que los ciudadanos puedan reducir y separar- no haga falta una instalación de este tipo. Lamentablemente seguramente siempre hará falta algo parecido. Pero es que éstos comienzan siempre la casa justo por el tejado, transmitiendo a la sociedad el mensaje de que estamos 'resolviendo' algo cuando en realidad lo que estamos haciendo es enterrándonos más en el barro con este tipo de mensajes.

'Una nueva planta de residuos trata la basura sin separar en los hogares', titula hoy Diario de Avisos. Cualquiera que lea ese titular y que hasta ahora colaboraba en algo separando basura en su casa, pese a los inconvenientes, quizás titulares como éstos hayan conseguido darle hoy la puntilla con el objeto de trincar unos cuantos votos vendiendo una mentira. Hoy mismo publicamos una noticia referente a cómo en Alemania apuestan, aún más, por el reciclaje de calidad -que siempre implica separación en origen- frente a las 'sedientas' incineradoras. Justo la dirección contraria a la que éstos nos conducen con su 'Todo-Uno' dichoso.

Porque en definitiva, para que nadie se lleve a engaño, el 'Todo-Uno' no es otra cosa que el paso previo e irremisible que nos conduce a quemar la basura y a reducir el reciclaje a un simple gesto simbólico de cara a la galería. Los pocos materiales que se recuperan, obsérvese en la foto cómo los operarios ven pasar atónitos la basura mezclada sin ser capaces de separar nada, no reúnen la calidad necesaria para hacer viable el reciclaje porque en el transporte se han contaminado con todo tipo de productos, muchos de ellos tóxicos y peligrosos. Pero acaso lo más vergonzoso de esta inauguración preelectoral indecente es que esta planta, como todas las plantas como éstas que en el mundo existen, van asociadas a una instalación para la producción de compost gris, de baja calidad y que nadie quiere, que en el caso de Arico no ha sido construida todavía. Ni se la espera de momento.

En fin, que el Melchior tiene su foto, Arico tiene exactamente lo mismo que tenía antes de la foto -aunque Eladio ha aprovechado para pedir otra vez las perritas con las que su gente lleva toreándolo desde hace años- y la isla de Tenerife ha dado un paso atrás, más que nada por la forma en la que éstos desvergonzados han vendido esto, en la necesaria concienciación ciudadana para enfocar este problema de manera sensata y con perspectivas de futuro. Ningún invento, sino la vía que han tomado los países más avanzados del mundo desde hace más de 40 años.

Canarias y el caos de los residuos: ciudadanos culpables

La planta de clasificación del PIRS sigue sin uso tras ser presentada hace un año


La misma foto antes de las elecciones de 2003. Todo era mentira.

¿Dónde están tus envases?

------------

La basura se reducirá al año en 120.000 toneladas con la nueva planta Todo-Uno

El vertedero estrena la primera fase de un sistema que aún no está acabado

La nueva Planta Todo-Uno, que clasifica las basuras que se producen en origen y que llegan al vertedero de Arico sin separar, permitirá reducir en 120.000 toneladas al año los residuos que producimos en la Isla, alargándose así la vida de las celdas del vertedero de Arico. Un paso "importantísimo", según dijo ayer consejero de Medio Ambiente del Cabildo, Wladimiro Rodríguez Brito.

TERESA NICOLÁS / ARONA

Las declaraciones de Rodríguez Brito tuvieron lugar durante la presentación de la primera fase de la nueva planta que en su conjunto estará concluida en agosto de este año. Será para entonces cuando dicha máquina permita la reducción en unas 120.000 toneladas de residuos al año ya que, por el momento, la primera fase del sistema de clasificación dispone de dos líneas para tratamiento de 35 toneladas de residuos por hora y línea y según las manifestaciones de Rodríguez Brito, en principio, la planta funcionará sólo durante un turno de ocho horas. Aún así, todas las autoridades políticas que coincidieron ayer en la presentación de la Planta Todo-Uno destacaron el "importantísimo" paso dado en la Isla en el tratamiento de los residuos. "Se ha pasado de un tránsito vergonzoso propio de una sociedad poco desarrollada a la gestión de los residuos", dijo el consejero de Medio Ambiente y Ordenación Territorial, Domingo Berriel, quien recordó que para el Plan Insular de Residuos el Gobierno ha destinado un presupuesto de unos 150 millones, de los cuales un 60 por ciento se ha invertido o está en proceso de inversión. Apuntó también que la nueva Planta Todo-Uno representa una inversión en su conjunto próxima a los 16 millones de euros. Junto a Berriel, acudieron también a la presentación del sistema el presidente del Cabildo, Ricardo Melchior, el subdelegado del Gobierno; José Segura, y el alcalde de Arico, Eladio Morales, además de otras autoridades civiles y militares que pudieron apreciar cómo procesa la basura la nueva máquina.

La Planta Todo-Uno clasifica de modo mecánico mediante cribas rotatorias hasta cuatro fracciones, una de materia orgánica , otra de envases ligeros de pequeño tamaño, una tercera fracción de envase ligero de medio tamaño y una cuarta fracción de tamaño superior. La materia orgánica se transformará en la planta de compostaje existente. El resto de fracciones se conduce al triaje manual, se aprovechan lo que se puede y sino se transporta a la Península.

Separar en origen: he ahí la cuestión

Si para el presidente del Cabildo, Ricardo Melchior, "antes, la calidad de vida de una sociedad se medía por la cantidad de residuos que producía, hoy es un atraso científico y tecnológico el no saber dar una respuesta adecuada a esa cantidad". Sin embargo, para el consejero de Medio Ambiente, Wladimiro Rodríguez Brito, está claro que a la sociedad canaria todavía le queda un trecho por recorrer, ya que desde el punto de vista medioambiental, lo ideal en tratamiento de residuos "pasa por la selección en origen, es decir, en casa, pero el proceso cultural de Canarias no lo podemos cambiar de repente", dijo ayer el consejero. Mientras, el alcalde de Arico, Eladio Morales, aprovechó la ocasión para recordar que "no me voy a callar para que se consolide la compensación económica que Arico se merece por haber solucionado el problema de las basuras a 30 municipios".

Fuente: La Opinión de Tenerife, 27-04-07


Dígame usted a los encorbatados éstos dentro de una instalación que, si estuviera funcionando de verdad, sería imposible visitarla sin un buen mono, mascarillas homologadas y unas gafas antipolvo. Sencillamente porque el olor de la materia orgánica en descomposición te tumba pa' tras.


Obsérvese cómo toda la basura pasa por las narices de los operarios, mal protegidos, que no son capaces de separar nada sencillamente porque es imposible. Y eso que la basura que les han puesto, evidentemente, está seleccionada de antemano para hacerse la foto porque si procediera directamente de los contenedores verdes el pestazo sería de tal naturaleza que los individuos esos no se pasearían tan tranquilamente por ahí ni para hacerse la foto ni para nada.

Una nueva planta de residuos trata la basura sin separar en los hogares

Una "maniática del reciclado"

Aparece un frigorífico en la playa donde los guanches encontraron a la virgen de Candelaria